Nací cubano, cuanto lo aprecio,
y aunque algunos por envidia
nos miran con desprecio,
no es más que un reconocimiento
a lo que quizás quisieran ser, sin poder serlo.

Nací cubano, orgulloso me siento,
como estrella que nació en el firmamento,
en una tierra hoy llena de lamentos
y que muy pronto será libre como el viento.

Nací cubano, que suerte tengo,
allí crecí y cuando abandoné aquello
forzado por circunstancias ajenas a mis deseos,
dejé sembrado innumerables sentimientos.

Nací cubano, nunca lo niego,
en la tierra de mis padres y mis abuelos,
donde aprendí a querer todo lo nuestro,
donde quisiera haber vivido mucho más tiempo.

Nací cubano, nací en lo bello,
la tierra que hoy motiva mis desvelos,
y si algún día tuviera que nacer de nuevo,
quisiera volver a nacer en aquel suelo.

Libro \
Publicado en el Libro: Poemas II
Autor: Cástulo Gregorisch