Aquella triste mañana
de Cuba me despedía,
Aquella triste mañana
de su regazo partía.

Aquella triste mañana
mi alma se deshacía,
Aquella triste mañana
de carbón y de cenizas.

Aquella triste mañana
de mi tierra yo me iba,
Aquella triste mañana
sin saber si volvería.

Aquella triste mañana
una muy triste en mi vida,
Aquella triste mañana
la que nunca olvidaría.

Aquella triste mañana
a tierra extraña me iría,
Aquella triste mañana
huyendo de la injusticia.

Aquella triste mañana
con mi esposa y con mi hija,
Aquella triste mañana
nuestros padres no venían.

Aquella triste mañana
dolorosa en demasía,
Aquella triste mañana
no creo la merecía.

Aquella triste mañana
marcada quedó en mi vida,
Aquella triste mañana
clavada como una espina.

Poemas
Publicado en el Libro: Poemas
Autor: Cástulo Gregorisch