Al final del camino
la esperanza perdida,
ya finalmente vemos
la luz de un nuevo día.

Tantos años de espera
con el alma vacía,
tantos años de espera
gastadas nuestras vidas.

La esperada alborada
nueva senda ilumina,
es un nuevo despertar
libre ya de espinas.

Cesarán nuestras penas,
nuestra horrible agonía,
libre al fin nuestra patria
de maldad e ignominia.

Triste etapa vivida,
época bien sufrida
que ha quedado en el pasado
aún frescas sus heridas.

Emprendamos con bríos
el nuevo derrotero,
caminémoslo aunados
en abrazo fraterno.

Al final del camino
está el nuevo sendero
al futuro de Cuba
iluminado y bello.

Poemas
Publicado en el Libro: Poemas
Autor: Cástulo Gregorisch